X
Regístrate
Cuidados / Salud

Cuidados básicos de la iguana

#Cuidados / Salud

Cuidados básicos de la iguana

¿Tienes una iguana o estás pensando en tener una? Acá te contaremos las principales características de estos simpáticos reptiles y los cuidados básicos que debes tener para que viva feliz y no le falte nada.

La iguana común o iguana verde (nombre científico: Iguana iguana) proviene de las zonas tropicales de América Central y Sudamérica. Si se mantiene en buenas condiciones puede llegar a vivir entre 10 y 20 años y medir hasta 2 metros de longitud, alcanzando un peso de 4 a 8 kg. Tienen un cuerpo robusto y patas firmes, lo que les permite ser buenos escaladores, además de tener una cola larga que pueden utilizar como látigo para defenderse si se ven amenazadas. Al ser un reptil, la iguana no puede termo regular por sí sola, por lo que necesita que el ambiente donde vive sea temperado para mantenerse sana.

Son animalitos solitarios, por lo que es preferible dejarlas solas en su terrario. Después del año de vida suelen ponerse muy territoriales y comienzan a pelear entre ellas. Si quieres tener más de una, es mejor que tengan su propio hábitat individual cada una.

Antes de tener tu propia iguana, debes saber que sus cuidados no son tan sencillos, porque al ser un animal tropical y de alimentación compleja, necesita de varios accesorios y suplementos para estar en buenas condiciones, toma nota:

  • Terrario: Recuerda que pueden llegar a crecer bastante, por lo que necesitarás un terrario amplio para que pueda crecer a sus anchas y estar cómoda.
  • Temperatura: Esto es muy importante para mantener a tu iguana sana, necesita estar a una temperatura de 28°C en promedio. Nunca deberás bajar de 18°C, ni subir de 25ºC para que no se enferme, ni se afecte su metabolismo. Pero ten presente que el calor deberá restringirse a 1/3 del terrario para que ella pueda elegir su temperatura según el momento del día.
  • Iluminación: Las iguanas necesitan radiación ultravioleta (rayos UVA y UVB), para esto existen lámparas especiales para reptiles, las cuales son muy necesarias para ellos, pues les permiten mantener un buen metabolismo y asimilar bien el calcio en sus huesos.
  • Esparcimiento: Idealmente puedes poner ramitas, plantas, cuevas, rocas grandes y diferentes accesorios o juguetes dentro del terrario para que se distraiga y pueda tener sus propias aventuras cuando no estés con ella.
  • Alimento: Busca un alimento comercial balanceado especial para iguanas, y como son herbívoras, puedes agregar algunas verduras como lechuga, apio, zanahoria, etc., y algunas frutas como pera y melón, sin embargo estos últimos solo en pequeñas cantidades.
  • Suplementos alimenticios: Las vitaminas y el calcio son indispensables para una buena nutrición en estos pequeños reptiles. Los puedes encontrar en el mercado y añadirlos en su dieta según las especificaciones de cada producto.

Una vez que tengas el terrario, alimento y los accesorios necesarios, ya es momento de traer a tu nueva amiga a tu nuevo hogar. Te recomendamos hacerle un control veterinario de inmediato para conocer su estado de salud y las recomendaciones y cuidados que debes considerar en este nuevo camino que emprenderás junto a tu pequeño amigo reptil.

Cuando lleguen a casa, ponla en su nuevo terrario y déjala tranquila por un par de semanas para que se vaya acostumbrando a su nuevo hogar. Son especies un tanto nerviosas, les cuesta adaptarse, así que dale espacio para que no se estrese. Entrégale sus alimentos y de a poco interactúa con ella para que se acostumbre a ti. ¡Mucha suerte!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.