X
Regístrate
Cuidados / Salud

Bulldog inglés

#Cuidados / Salud

Bulldog inglés

Es una de las razas más populares en nuestro país actualmente, un animalito de características muy espaciales, que requiere de ciertos cuidados a los que debemos poner ojo si queremos hacerlo parte de nuestra familia. En esta nota te contaremos cuáles son sus características principales y los cuidados de esta raza tan linda y especial.

Origen

Los orígenes de estos chatitos provienen de Gran Bretaña, de hecho se considera como el perro nacional de este país. Se creó con el propósito de ser un animal de pelea y los enfrentaban a toros como un espectáculo para entretener a la gente. En ese entonces eran perros más grandes, de hocico más largo, cabeza más pequeña y extremidades más largas.

Hoy en día son animales más pequeños, chatos y cabezones, y solo se utilizan como animales de compañía. Al perder protagonismo en las peleas, se comenzaron a seleccionar animales más pequeños y de mejor carácter, transformándose en los cariñosos y fieles compañeros que conocemos hoy en día.

Características

En la actualidad es una raza de pelo corto, de contextura ancha, pesada y compacta. Su cabeza es grande pero mantiene las proporciones con el resto de su cuerpo, su cara es corta, con hocico amplio y nariz chata que es una de sus características más destacadas. Las hembras suelen ser un poco más pequeñas que los machos y de cuerpo más estrecho.

Respecto al carácter, son perritos que adoran a su familia, son fieles, valientes y tiernos, pero además bastante dependientes de las personas que lo rodean. Pueden mostrarse extrovertidos, pero siempre necesitan saber dónde están los suyos y mantenerlos cerca, son una de las razas más dulces y cariñosas de todas. Con los niños, son excelentes compañeros de juegos, porque son pacientes y juguetones, pero hay que tener cuidado con su carácter sobreprotector el que puede llegar a ser un problema si no se controla temprano. Pueden ser algo tercos, por lo que necesitará mucha paciencia de tu parte para aprender, por eso no es bueno que lo dejes solo todo el día, pues necesitan estar acompañados e ir aprendiendo con tiempo y dedicación.

 

Cuidados

Estos perritos no son animales de fácil cuidado. Tanta manipulación en su crianza ha llevado a que tengan dificultades respiratorias y problemas cardiacos principalmente, por eso no podemos descuidar sus visitas al veterinario anualmente, ni sus calendarios de vacunas y antiparasitarios.

Debemos estar siempre atentos a su salud, un poco más que con otras razas. Por su conformación nasal, a veces pueden nacer con las narinas más pequeñas de lo normal que les dificulta respirar, en casos extremos se corrige mediante una cirugía. Además son propensos a presentar paladar blando elongado, lo que significa que su paladar llega más atrás de lo normal, provocando ronquidos excesivos e incluso grandes dificultades respiratorias si entra en el tracto respiratorio, lo que también se corrige con cirugía.

Es importante, si tienes un cachorro de esta raza, que lo revise un veterinario para evaluar que no tenga estos problemas de salud, y si los tiene, ver la forma de tratarlos. Siempre vigila su salud y cuida las porciones de comida porque tienen tendencia a la obesidad, y si esto pasa aumentan las probabilidades de problemas respiratorios y cardiacos en general.

Si quieres tener un Bulldog Inglés asegúrate de que su estado de salud sea el óptimo. Mantén sus controles al día, regalonéalo mucho y tendrás a un perrito divertido, cariñoso y muy feliz a tu lado.

A pesar que requiere de mayores cuidados, no te arrepentirás porque tendrás uno de los perros más amorosos para tener en tu hogar.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.