X
Regístrate
Cuidados / Salud

Otitis en gatos

#Cuidados / Salud

Otitis en gatos

La otitis en gatos es una afección frecuente que puede tener variadas causas, lo importante es conocer los signos que comienzan a presentar nuestras mascotas para poder hacer un tratamiento a tiempo. En esta nota te contaremos con respecto a la otitis.

¿Qué es la otitis?

La otitis es una inflamación del epitelio del pabellón auricular, es decir, en la piel que recubre el conducto auditivo del oído por dentro de la oreja. Esta inflamación produce dolor y a veces puede disminuir la capacidad auditiva del gatito.

La otitis se puede clasificar en:

  • Otitis externa: Es la más común que presentan nuestros mininos, es la inflamación de la parte del pabellón auricular que queda desde el tímpano hasta el exterior. Es la más fácil de tratar, pero si no se hace a tiempo, puede pasar a inflamar el oído medio complicando un poco más el tratamiento.
  • Otitis media: Es cuando se inflama el oído medio, el conducto que continúa hacia adentro luego del tímpano. Lo más común es que se inflame por una otitis externa mal cuidada, donde se inflama también el tímpano o incuso se rompe.
  • Otitis interna: Es cuando se inflama el oído interno, este está más adentro y contiene varias estructuras importantes en la audición como la cóclea, el órgano del equilibrio y el nervio auditivo. Esta otitis es la más complicada y de tratamiento más largo, generalmente se produce por una otitis externa y media mal cuidada, que pasa hacia el interior o por un traumatismo.

Causas de las Otitis

Las causas de las otitis son variadas pero las más comunes son:

  • Ácaros: El ácaro más común es el llamado Otodectes cynotis, es de tamaño muy pequeño y produce la llamada “sarna de la oreja”, este se contagia por contacto directo de gatos infectados a sanos, siendo los gatitos jóvenes los más afectados.
  • Bacterias y hongos: Estos son oportunistas, proliferan bacterias y/u hongos por condiciones de alta humedad y temperatura en los oídos. También aprovechan cuando hay heridas o traumatismos en la zona para crecer y reproducirse. Son oportunistas cuando se da un ambiente ideal para ellos.
  • Traumatismos: Con golpes o heridas puede haber también inflamaciones en los oídos, lo que podría empeorar si aparecen bacterias y hongos en la zona.
  • Cuerpos extraños: Muchas veces, sobretodo en gatitos que salen al exterior, están expuestos a objetos en los oídos como ramas, mugres o espigas. Estas pueden molestar y romper por dentro, el gato con su patita intentará retirar el elemento que le molesta, lo que puede dañar aún más la zona y aumentar la inflamación.
  • Otras causas: Existen varias causas más que pueden inflamar los oídos en los gatos como sarna felina, defensas bajas, alergia alimentaria, problemas hereditarios, pólipos nasofaríngeos, enfermedades metabólicas, enfermedades nutricionales, tumores, pólipos, entre otras.

Síntomas de la otitis

Como las causas pueden ser tantas, los síntomas también pueden ser variados, pero existen muchos que te ayudarán a sospechar fácilmente que tu gato está sufriendo una otitis:

  • Sacudir la cabeza frecuentemente.
  • Inclinar la cabeza hacia un lado si la otitis es unilateral, o la irá inclinando alternadamente si fuera bilateral.
  • Dolor en sus orejas, lo podrás notar al quejarse cuando le haces cariño por la zona, evitará ese contacto e incluso puede molestarse cuando lo toques.
  • Picazón que puede ir de moderada a ser muy severa, se rascará de manera frecuente e incluso puede llegar a hacerse daño en orejitas y cuello.
  • Puede vocalizar más seguido mostrándose muy incómodo debido al dolor.
  • Secreciones de un olor fuerte en los oídos.
  • Disminución de su audición en algunos casos.
  • Cambios de humor, puede verse más irritado y agresivo debido a su incomodidad, incluso puede dejar de comer si es mucho.

Diagnóstico, tratamiento y prevención

El diagnóstico lo deberá hacer un médico veterinario y según la causa de la otitis, será el tratamiento específico que entregará, probablemente dejará algún antibiótico entre otros medicamentos y le indicará el uso de collar isabelino para que tu gatito no se rasque ni pase a llevar.

Es importante entonces prevenir la aparición de las otitis, para esto te recomendamos asegurarte que sus orejitas queden bien secas después de un baño, si el pelo es largo pedirle al peluquero del minino que recorte los pelitos que tenga por dentro de su orejita para disminuir la acumulación de mugre y retención de humedad, revisa siempre bien sus oídos durante su cepillado para cerciorarte que todo esté en orden y puedes limpiar con una gasa seca su orejita periódicamente (cuidado de no profundizar para no dañar el tímpano).

Lo más importante es que cuando veas algunos síntomas y sospeches que pueda tener otitis, lleva a tu gatito a su veterinario para que te ayude a descubrir cuál fue la causa, y te entregue el tratamiento indicado para él, mientras antes lo detectes, más corto y fácil será su mejora.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.